Porque todas tenemos ciertos días en la vida en los que sentimos que nada de lo que estamos haciendo va por el camino correcto, o que el mundo simplemente no está respondiendo a lo que creemos que merecemos, o que, simplemente, todo se está yendo al carajo.

flickr.com
flickr.com

Y aunque la vida funcione con periodos cíclicos, y aunque ningún mal dure más de lo que podamos soportar y  ningún bien sea eterno, todo tiende a tener un espacio del que agarrarnos para seguir adelante, cuando sentimos que ya no podemos.

Como estos que aquí te trae Mujer Daily, que seguro te darán un poquito de esperanza si la estás necesitando.

Todo es temporal

pixabay.com
pixabay.com

Como dice una grandiosa frase célebre: ”nunca nada es para tanto, ni nadie para siempre”. Todo tiene su final, y cada final abre una oportunidad infinita de nuevos principios, así que enfocar toda nuestra atención en un problema y hacer de ello algo más grande de lo que es, no tiene ningún sentido. Mejores días siempre llegan.

Hace parte de crecer

commons.wikimedia.org
commons.wikimedia.org

Absolutamente ningún aprendizaje en la vida es gratuito: cada nueva enseñanza carga consigo un precio que tenemos que pagar, y que entenderemos una vez todo haya pasado. Ya verás que, en algún momento, lo único que podrás hacer es agradecer por todo el dolor vivido, y por lo bella que eso te hizo por dentro.

Cada dolor carga consigo una oportunidad

pixabay.com
pixabay.com

Porque así como todo lo bueno trae su poquito de dificultad para equilibrarlo, también todo lo malo lleva a su lado un pedacito de bien que lo completa. Empezarás a ver las nuevas puertas que te abre el mundo una vez quites tu atención de lo negativo. Aunque no lo creas.

Fallar no te lleva al fracaso

pixabay.com
pixabay.com

Jamás. Cada vez que algo no salga como esperabas estarás abonando el camino para tu futuro éxito, éxito al que llegarás si aprendes a levantarte cada que caigas, y a seguir hacia adelante a pesar del dolor que eso implique.

El dinero jamás será lo más importante

commons.wikimedia.org
commons.wikimedia.org

Es un medio, pero no un fin. El dinero fluye de mano en mano, de lugar en lugar, y eso hay que permitirlo. Ya verás que, al final de la vida, lo que más añorarás serán todas las experiencias que recolectaste, no el dinero que ganaste.

Están en tu vida quienes debieran, nadie más

pexels.com
pexels.com

Porque la vida termina siendo un corredor de gente que viene y va, y dentro de todos esos, solo quedarán quienes de verdad valgan la pena. Deja de gastarle energía a los que no pertenecen a tu lado, y así verás como aquellos que sí llegarán por montones.

Estás en el presente

pexels.com
pexels.com

Como el proverbio budista: ”todo lugar es aquí, y todo momento es ahora”. Y es todo lo que debiera importarte.

La perspectiva de tu vida es tuya

flickr.com
flickr.com

Aunque suene obvio y redundante, la forma en la que percibas tu vida depende de ti y de nadie o nada más. Tú eliges ver lo positivo o lo negativo, y eliges alimentar lo uno o lo otro. Aprende a tomar decisiones sabias para tu felicidad.

El dolor hace parte de la vida

pixabay.com
pixabay.com

Parte de los aprendizajes, del crecimiento, de lo que se necesita para apreciar las ganancias del mundo. Aprende a vivir con ello.