Imagen: Getty Images

El único secreto para que el ejercicio funcione es la constancia. De nada sirve matarte en el gym 3 horas si no vas a volver a hacer ejercicio hasta dentro de 10 días; es mucho mejor hacer menos tiempo, pero ser constantes.

Lo único malo de la constancia es que se puede volver aburrida, así que para que esto no pase sigue estos consejos y vuelve más divertida tu rutina de ejercicio.

 

Ponte metas

Imagen: Getty Images

Ponte retos diarios o semanales, así estarás demasiado ocupada pensando en ellos y te olvidarás de la parte tediosa y aburrida de hacer ejercicio.

 

Cambia de actividades

Imagen: Getty Images

Hacer lo mismo siempre hace que el ejercicio se vuelva aburrido, así que de vez en vez cambia de actividades. Prueba nadar, hacer yoga, entrar a una clase de pilates, etc.

 

Haz una playlist

Imagen: Getty Images

Escuchar la música que te gusta mientras haces ejercicio siempre te va a motivar y hará que tu rutina se vuelva más divertida. Prepara un buen playlist un día antes y verás la diferencia.

 

Haz ejercicio con tu pareja o con amigos

Imagen: Getty Images

Siempre es mejor hacer ejercicio en equipo, se vuelve automáticamente más divertido y hay menos probabilidades de que lo dejes. Otra excelente opción es ejercitarte con tu mascota.

(También lee: Tips de ejercicios para flojas)