Es verdad que una sonrisa blanca siempre es muy atractiva y hermosa, pero desafortunadamente con el paso del tiempo los dientes se van manchando y haciendo amarillentos.

Si es tu caso, no te preocupes más, aquí te enseñaremos tres formas de blanquear tus dientes de manera natural, utilizando bicarbonato de sodio.

 

Sólo bicarbonato de sodio

lavado dientes
Imagen: Flickr / mahmoud99725

Para un aclarado al instante, todos los días cepilla tus dientes con un poco de bicarbonato de sodio. Si lo haces por la mañana y por la noche, verás mejores resultados.

 

Bicarbonato de sodio + limón

limon
Imagen: commons.wikimedia.org

Para eliminar las manchas, crea una pasta mezclando una cucharadita de bicarbonato de sodio con tres gotas de limón. Frótala por toda tu dentadura y  déjala reposar durante 5 minutos. Haz esto dos veces por semana y verás resultados.

Es importante que sepas que no puedes hacer esto de por vida o por mucho tiempo, ya que puedes llegar a dañar el esmalte natural de tus dientes.

 

Bicarbonato de sodio + fresa

fresa
Imagen: pixabay.com

Otra pasta que puedes hacer es machacando una fresa con un poco de bicarbonato de sodio, déjala reposar por 10  minutos y luego enjuaga. Esta mezcla te ayudará a darle un extra blanqueamiento a tus dientes. Igualmente, puedes hacerlo dos veces por semana.

(También lee: Hábitos matutinos que te harán ver y sentir mejor)